Consúltanos tus dudas

Qué son los planes de autoprotección PAIF/PAU y PAMIF

Empresas y particulares han tenido que enfrentarse en alguna ocasión a presentar en organismos públicos los conocidos como planes de autoprotección. Así que, vamos a ver qué son los planes de autoprotección y las distintas tipologías que existen en nuestro país en referencia a los incendios forestales.

¿Qué son los PAIF/PAU?

PAIF o PAU son las siglas de plan de autoprotección de incendios forestales y su cometido es llevar a cabo un análisis del territorio, estableciendo las posibles causas que pueden provocar un incendio y qué actuaciones y medidas se pueden poner en marcha para prevenirlos. Es un plan obligatorio para un gran número de actividades, como pueden ser urbanizaciones u otras edificaciones radicadas en el Interfaz Urbano Forestal.

Empresas, actividades económicas desarrolladas en terrenos forestales, asociaciones, campings o titulares de terrenos forestales son algunos de los que están obligados a contar con un plan de autoprotección de incendios forestales.

Las funciones básicas de los planes de autoprotección son:

  • Llevar a cabo las labores de prevención, vigilancia y detección previstas en los planes de ámbito superior.
  • Coordinar medios humanos y materiales disponibles para la actuación en emergencia por incendios forestales, hasta la llegada e intervención de los Grupos de Acción previstos en los planes de ámbito superior.
  • Organizar la intervención de ayudas exteriores en caso de emergencia, facilitando las tareas de extinción por los servicios públicos y garantizar la posible evacuación de las personas.
  • Contener los incendios generados en las zonas urbanizadas, y evitar que incendios generados en zonas forestales puedan afectar a las zonas urbanizadas y provocar daños a la población.
  • Informar a la población de las zonas urbanizadas sobre el riesgo de incendio y las medidas que se deben tomar para evitarlo o mitigarlo.

En lo relativo a la prevención, se tendrá en cuenta:

  • Cumplir con las medidas preventivas dictadas por las Administraciones Públicas.
  • Labores de supervisión de instalaciones con mayor riesgo de iniciación y/o propagación de un incendio.
  • Verificación del estado de hidrantes.
  • Labores de limpieza del entorno para que quede libre de material inflamable.

Normativa para la elaboración de los planes de autoprotección

La redacción y ejecución de los planes de autoprotección por riesgo de incendio forestal será responsabilidad de la persona, física o jurídica, titular de la actividad a las que el plan se refiera, siendo redactados por técnicos competentes cualificados como pueden encontrar en Basotec.

Todo ello con la finalidad de organizar la colaboración ciudadana y dotarse de una mínima estructura para hacer frente a los daños que provocan los incendios forestales debiendo asegurarse que las tareas encomendadas se adecúan a la formación y experiencia del personal disponible.

La normativa correspondiente es la Norma Básica de Autoprotección, aprobada mediante Real Decreto 893/2013, de 15 de noviembre, por el que se aprueba la Directriz básica de planificación de protección civil de emergencia por incendios forestales.

Esta normativa afirma que los planes tendrán el contenido mínimo siguiente:

  • Identificación de los titulares y del emplazamiento de la instalación, edificación o conjunto de las mismas objeto del plan.
  • Planos de situación de la zona así como de vías de acceso y paso, depósitos y tomas de agua, extintores portátiles, vías de evacuación y lugares de concentración para caso de evacuación.
  • Inventario y descripción de las medidas y medios que prevengan la generación de incendio forestal.
  • Programa de mantenimiento de instalaciones y de actuaciones preventivas de los elementos vulnerables expuestos a proteger.
  • Plan de actuación ante emergencia por incendio forestal.
  • Directorio de comunicación y plan de avisos a servicios públicos de intervención en caso de emergencia por incendio forestal.

Esta normativa podrá ser desarrollada por cada Comunidad Autónoma al respecto.

Qué son los planes de autoprotección

¿Qué son los PAMIF?

PAMIF son las siglas del plan de actuación municipal ante emergencias por incendios forestales. Se trata, por tanto, de un plan de actuación de ámbito local que normalmente queda definido por los planes de protección civil o por los Planes de Lucha contra Incendios de cada comunidad autónoma.

En este plan, se establece cómo organizar los recursos y servicios municipales para hacer frente a incendios forestales o cómo integrar en este plan municipal los planes de autoprotección de urbanizaciones, empresas, campings y otros en entornos forestales.

Los ayuntamientos tienen la obligación de contar con un PAMIF si dentro de su término municipal hay zonas con elevado riesgo de incendio forestal.

Por ejemplo en la Comunidad de Madrid, todos aquellos municipios afectados por el riesgo de incendios forestales definidos como Zona de Alto Riesgo ZAR, del Plan de Protección Civil de emergencia por Incendios forestales en la Comunidad de Madrid (INFOMA), aprobado por el Decreto 59/2017, de 6 de junio, del Consejo de Gobierno, deberán disponer de un plan de actuación municipal ante emergencias por incendios forestales.

En Navarra, su Plan INFONA 2022 identifica a 85 poblaciones situadas en zonas de alto Riesgo (ZAR) que deberán contar con PAMIF

Para la elaboración de un plan de actuación municipal ante emergencias por incendios forestales (PAMIF) existen guías elaboradas por las comunidades autónomas que establecen todas las posibles actuaciones que son necesarias para garantizar la máxima seguridad para el medio ambiente, los bienes y las personas dentro de un ámbito territorial local.

Es una forma de jerarquizar las actuaciones que deben coordinarse para favorecer la colaboración en distintos niveles, distribuyendo de forma correcta las distintas funciones. Es, por tanto, un instrumento de gran utilidad para entidades privadas y públicas, ciudadanos y empresas que estén presentes en zonas de mayor riesgo de incendios forestales.

Ahora que ya conoces qué son los planes de autoprotección PAIF/PAU y PAMIF y las distintas modalidades que se exigen a organismos públicos y privados, habrás tomado una mayor conciencia sobre la importancia de establecer medidas y protocolos de actuación para minimizar posibles riesgos en entornos sensibles y vulnerables en que puedan estar presentes edificaciones de ciudadanos o empresas.

Un plan de autoprotección de incendios forestales debe ser elaborado y firmado por profesionales capacitados para ello y con competencias para dictaminar a nivel técnico sobre los aspectos que tienen relación con la autoprotección. En Basotec, como consultoría medioambiental, rural y forestal, tenemos una dilatada experiencia ayudando a empresas y organismos en la elaboración de este tipo de planes. No dudes en contactar con nosotros.